11.04.2018 | 09:42

Tras el mejor trimestre en una década, la faena de bovinos se resentirá por la sequía

El Consorcio de Exportadores de Carnes Argentinas ABC emitió su informe mensual sobre faena bovina, que deja sensaciones ambiguas. Por el lado positivo, marzo mantuvo la tendencia ascendente que viene mostrando la faena desde el año pasado y consolidó al primer trimestre como el mejor desde 2009.

Sin embargo, desde el sector frigorífico ya advierten que la sequía tendrá un impacto negativo en el sector, debido a que la falta de lluvias resentirá la oferta de forraje y las reservas de pasturas para criar y recriar animales.

Marzo

En marzo, según el Consorcio ABC, la faena de bovinos alcanzó 1.090 miles de cabezas, lo que significa un siete por ciento más que en febrero, pero un 2,5 por ciento menos que el mismo mes del año pasado, aunque tuvo menos días hábiles. 

“Al considerar el promedio diario de animales sacrificados, se observa que superó a enero de 2018 y que también fue el nivel más alto desde 2009 para el mes de marzo”, detalló Mario Ravettino, presidente de la entidad cárnica.

El informe destaca que, si bien el período comentado es atípico por la incidencia de la Semana Santa, todo indicaría que la faena de vacunos se mantiene firme aunque “amesetada” en un nivel que oscila en las 1,1 millones de cabezas.

Primer trimestre

En cuanto a la evolución desde enero, este año ya se faenaron 3,2 millones de bovinos, 5,7 por ciento más que en el primer trimestre de 2017 y el mayor valor desde los 3,7 millones de bovinos de principios de 2009.

En la serie histórica desde 2002 hasta la actualidad, es el quinto mejor trimestre de los últimos 15 años: en relación al promedio de la última década, fue un 3,5 por ciento mayor, pero si se compara con la segunda mitad de la década del 2000, estuvo un cinco por ciento por debajo.

 

En valores totales, la producción de carnes bovinas fue equivalente a 721 mil toneladas peso res, la mayor desde 2009.  

Efecto sequía

Sobre el impacto de la falta de lluvias, Ravettino indicó que “ha incidido, volviéndose a observar una elevada participación de hembras en el total sacrificado. Orilló el 45 por ciento, manteniendo el diferencial de tres puntos en relación a 2017, un porcentual que si bien no es alarmante, tampoco permitiría prever la expansión de las existencias ganaderas”. 

En ese sentido, completó: “La seca afectó mucho y vamos a tener problemas con la materia prima. También observamos que los animales se están liquidando antes de tiempo, además de liquidarse hembras y también terneros que no llegaron al kilaje necesario”.

Agrovoz


Comentarios
 








 
Copyright © 2010-2013 InfoSudoeste / Mañanas de Campo - Todos los derechos reservados | Diseño Web